preguntas frecuentes hidrolimpiadoras

Las 5 preguntas más repetidas sobre las hidrolimpiadoras

Desde Hidrolimpiadoras hemos querido dar solución a las preguntas más comunes sobre hidrolimpiadoras para que no tengáis ninguna duda antes de haceros con una de estas máquinas.

Dicho esto. ¡Comenzamos!

¿Qué es una máquina de lavado a presión?

Una lavadora a presión es un aparato que convierte el agua corriente de baja presión en agua de alta presión que se utiliza principalmente para hacer trabajos de limpieza difíciles. Una hidrolimpiadora puede funcionar con gas, carburante o electricidad. Los tipos que funcionan con gas se utilizan para trabajos industriales y profesionales más pesados.

Las lavadoras eléctricas funcionan con un motor y una bomba y son más comunes en el hogar que en las zonas industriales, ya que tienen una salida de presión más baja que los modelos a gas.

preguntas frecuentes hidrolimpiadoras

¿Por qué las lavadoras a gas no son comunes en el hogar?

Esto se debe a que, en primer lugar, producen energía más que suficiente que puede ser perjudicial tanto para los seres humanos como para los animales de la casa. Las lavadoras a gas tienen una presión de salida de aproximadamente 2800 PSI hasta 4000 psi.

En segundo lugar, estos tipos de lavadoras a presión producen gases que son esencialmente monóxido de carbono. El monóxido de carbono es venenoso para los seres humanos y los animales y el riesgo es aún mayor cuando se utiliza una lavadora a presión alimentada por gas en el interior.

Por último, estos tipos de lavadoras son grandes y pesados, además de ser bastante ruidosos. Esto puede molestar a los vecinos, además de llegar a ser un problema para guardarla sino dispones de mucho espacio.

¿Es más fácil y barato mantener las hidrolimpiadoras eléctricas que las de gas?

Es cierto que, en general, las lavadoras eléctricas a presión son más fáciles y, en general, más baratas de mantener porque están diseñadas para ser de bajo mantenimiento. Los fabricantes se dieron cuenta en un momento dado, de que las lavadoras eléctricas son utilizadas en el hogar a menudo por personas sin conocimientos técnicos ni interés. Como resultado, las hacen menos exigentes para el propietario en términos de mantenimiento. En muchos casos, por ejemplo, las hidrolimpiadoras eléctricas, a diferencia de las de gas, no requieren ningún cambio de aceite. Vienen selladas y listas para funcionar durante toda su vida laboral.

Las lavadoras eléctricas a presión también son más fáciles de mantener debido a que no producen tanta energía. Funcionan con un motor y una bomba. A diferencia de las lavadoras a presión de gas que funcionan con un motor y un tipo especial de bomba. Los motores requieren atención de manera continua, al igual que el motor de un coche. Esto hace que las hidrolimpiadoras a gas o que quemas carburante sean inviables en una casa.

hidrolimpiadoras preguntas

¿Cuál es la mejor manera de desechar el aceite de la hidrolimpiadora después de un cambio?

Como se explica en la respuesta anterior, parte del mantenimiento de las lavadoras de gas implica el cambio de aceite después de ciertas horas de uso.

Es importante la forma en la que se elimina ese aceite, ya que puede dañar el medio ambiente. El aceite usado nunca debe desecharse de forma inadecuada, como por ejemplo vertiéndolo en un desagüe o en un entorno abierto. En muchos lugares de los EE.UU y Europa hay programas que reclaman el aceite usado.

Actualmente, es posible llevar el aceite sobrante a un punto limpio, disponible en varias zonas dentro de cada ciudad. Tan solo debes informarte para conocer la localización del lugar más cercano a tu casa.

Esta sin duda es la mejor y más recomendada manera de deshacerse del aceite de tu hidrolimpiadora  después de un cambio de aceite rutinario.

¿Debo prestar mi lavadora a otras personas?

Esto depende de ti. Sin embargo, dicho esto, hay ciertas cosas que hay que considerar antes de ceder temporalmente su máquina. Asegúrese de que la persona que la opere esté familiarizada con su uso y cómo utilizarla. Esto es para protegerle de daños que dañen su  integridad física.

Deja un comentario